RANA VERDE DE OJOS ROJOS

 AGALYCHNIS CALLIDRYAS

La rana verde de ojos rojos o rana de ojos rojos es una especie de anfibio anuro de la familia de Hylidae, que habita desde el sur de México hasta el noroeste de Colombia​.

Lo más notable son sus grandes ojos rojos con pupila vertical. Como adultos llegan a tener colores brillantes sobre todo su cuerpo. ​ Predomina el verde, pero usualmente presentan otros colores como azul o amarillo. ​ En Costa Rica se la llama rana calzonuda. Las patas delanteras presentan un azul brillante, mientras que las traseras son rojas o anaranjadas. La coloración de esta rana es muy llamativa. El macho es más pequeño que la hembra: 56 mm y la hembra 71 mm. Son de hábitos nocturnos y arborícolas. 

La especie tiene ojos rojos con pupilas estrechadas verticalmente. Tiene un cuerpo verde vibrante con amarillo y azul con lados con rayas verticales. Sus pies palmeados y dedos son de color naranja o rojo. La piel del vientre de la rana arbórea de ojos rojos es suave y frágil, mientras que la espalda es más gruesa y áspera. Las ranas arborícolas de ojos rojos tienen almohadillas adhesivas en los dedos de los pies.

La rana verde de ojos rojos se alimenta primordialmente de insectos.

Entre sus depredadores se pueden nombrar las aves, murciélagos y serpientes. Su piel contiene toxinas, pero no son muy poderosas.

Prefieren tierras bajas húmedas de los bosques lluviosos, en áreas cercanas a cuerpos de agua. 

Esta especie no está considerada como especie en peligro; sin embargo, el estado de su hábitat es preocupante. El calentamiento global, la contaminación, la deforestación y los cambios atmosféricos han provocado serios daños en los bosques. Conforme disminuye el bosque disminuyen sus individuos, entre ellas las ranas verdes de ojos rojos, ya que son mucho más sensibles que otras poblaciones. Esto las hace buenas indicadoras ambientales.

Comportamiento
Son arbóreas, lo que significa que pasan la mayoría de sus vidas en los árboles; son excelentes puentes. Las ranas arbóreas de ojos rojos no son venenosas y dependen del camuflaje para protegerse. Durante el día, permanecen inmóviles, se cubren los costados azules con las patas traseras, colocan los pies brillantes debajo del vientre y cierran los ojos rojos. Por lo tanto, aparecen casi completamente verdes y bien escondidos entre el follaje. Los grandes ojos rojos sirven como una adaptación defensiva a través del comportamiento deimático. Cuando una rana arbórea de ojos rojos detecta un depredador que se acerca, abre abruptamente sus ojos y mira al depredador. La aparición repentina de los ojos rojos puede asustar al depredador, dando a la rana la oportunidad de huir.

Reproducción
Estas ranas depositan los huevos en la vegetación que cuelga encima del agua. Es un comportamiento reproductivo curioso y cuando llega el momento de la eclosión, la cubierta de los huevos se va deshaciendo y los renacuajos resbalan por la hoja y caen al agua donde llevan una vida como cualquier larva de anuro.